Generación postureo

1.INTRODUCCIÓN Y CONTEXTO

Vivimos en el siglo XX, en la llamada Era Digital, definida como el período de la historia de la humanidad que va ligado al desarrollo de las tecnologías de la información y la comunicación, y cuyo comienzo se asocia a la revolución digital.

El desarrollo de la tecnología ha ayudado a romper las barreras de la comunicación, ha modificado su paradigma y extendido su alcance a través del fenómeno de la globalización. A su vez, la creación de internet ha generado un fenómeno de interconexión entre usuarios de diferentes lugares en tiempo real.

Además, se han desarrollado una gran cantidad de herramientas que han hecho más sencillo usar, crear, administrar e intercambiar información. Esas son las llamadas redes sociales, aplicaciones en las que una serie de actores, unidos por algún lazo, intercambian una serie de contenidos, informaciones o datos que generan los propios usuarios. Existen muchas: desde Myspace, pasando por Facebook, Instagram, Twitter, Tumblr o Reddit.

En estos ecosistemas es donde ha surgido el fenómeno del Postureo. El término procede de la palabra inglesa “poser” y a su vez del francés,y venía a utilizarse de manera peyorativa para referirse a gente que aparenta ser lo que no es. Se trata de un fenómeno social original de las pequeñas tribus urbanas que trataban de imitar la estética de alguien sin responder a su ética. Actualmente, esto se ha trasladado a las redes sociales, donde las personas construyen una realidad paralela respecto a lo que es la su propia realidad.

Para entender el contexto de la llamada sociedad del postureo hay que remontarse a las vivencias de nuestros padres y abuelos. Nuestros abuelos, nacidos en épocas de inestabilidades sociales, tensiones y crisis económicas, criaron a sus hijos para garantizarles un buen porvenir mediante el trabajo y el estudio. Querían que se labrasen un futuro y consiguiesen estabilidad en un mundo donde las cosas estaban muy difíciles. Por su parte, nuestros padres vivieron la gran apertura económica de los años 80 y la consolidación de la estabilidad política, económica y social. Fue un tiempo donde reinó la prosperidad. Su situación mejoró respecto a la de nuestros abuelos, más allá de sus expectativas. Esto creó un clima de optimismo. De haber superado las malas épocas y lograr un mundo próspero, donde reina la seguridad, la estabilidad económica y donde todos los esfuerzos serán siempre recompensados. Y aquí es donde entramos nosotros.

Nuestra sociedad es tremendamente optimista, ambiciosa, egocéntrica pero también está terriblemente frustrada y decepcionada. Esto se debe a, como hemos citado anteriormente, la educación de padres a hijos. Nuestra generación ha sido educada en un clima optimista y estable en todos los sentidos, donde se nos ha hecho creer desde pequeños que debemos perseguir nuestros sueños. No nos debemos conformar simplemente con trabajar, debemos hacerlo de lo que nosotros queramos. Queremos trabajar de algo que nos apasione y nos llene. Sin embargo, cuando esto no ocurre, y la realidad no cumple nuestras expectativas, se generan sentimientos de frustración y de decepción.

De este modo, la generación del postureo busca refugio en un lugar donde poder crear esa realidad idílica y perfecta que buscaban para su propia vida: las redes sociales. Aquí, los usuarios diseñan su propia vida en base a sus intereses. José Luis Orihuela explica en el blog eCuaderno: “buscamos compartir fragmentos de nuestra vida en las redes sociales que acaban construyendo un personaje basado en retazos que son nuestra identidad virtual”. Se busca, de manera artificial, seleccionar partes de tu vida aparentemente interesantes, graciosas o bonitas, y mostrarselas a los demás con el fin de impactarles de algún modo, y despertar su admiración o envidia. “Cualquiera diría que ahora tenemos la necesidad de dar a conocer al mundo lo feliz que es nuestra vida, y el no hacerlo nos convierte en seres infelices” (Compartiendo Macarrones blog, Las redes sociales, el postureo y el afán de mostrar a los demás lo felices que somos, 2014).

Internet junto con las nuevas tecnologías han acrecentado la importancia de la retroalimentación o feedback en el acto comunicativo, gracias a la interactividad que las redes sociales y herramientas de la red ponen a disposición de los usuarios. Lo importante para quien practica postureo en la red es recibir ese feedback. Pero el gran problema llega cuando la finalidad del acto comunicativo es la simple búsqueda de reconocimiento. Existe, por lo tanto, una exagerada dependencia de la aprobación de los demás.

A día de hoy la tecnología se ha convertido en algo indispensable. Ya es una rutina: Despertarse. Antes de salir de cama, mirar el móvil. Levantarse, vestirse y calzarse para ir a correr, no sin antes sacar una foto para subirla. O simplemente ir a comer. Colocar el plato de forma sistemática para que quede una foto bonita. Subirla….Y así sucesivamente día tras día.

Este tipo de prácticas son cada vez más habituales. El auge de las redes sociales ha provocado que millones de personas compartan diariamente sus contenidos en la web. Además, no nos podemos olvidar de la creciente popularidad de los llamados “selfies”. Y es este mismo auge el que ha creado la necesidad dentro de las personas de compartir cada momento de nuestras vidas. Incluso lo más insignificante puede dar pie a una publicación. La sociedad vive por y para las redes sociales. Los likes y visitas son el pan de cada día. El móvil se mira a cada instante, esperando a que aparezca algún tipo de notificación. Es imposible separarse mucho tiempo de las redes sociales, pues de ser así, cuando la espera es muy larga comienza la ansiedad. Vivimos atados a ellas.

 

2. DE DÓNDE NACE ESTE MOVIMIENTO

El término postureo es un neologismo acuñado recientemente y usado especialmente en el contexto de las redes sociales y las nuevas tecnologías para expresar formas de comportamiento y de pose, más por imagen o por las apariencias que por una verdadera motivación. El término español tiene su origen en la palabra inglesa “poser”. Este concepto nace en los años ochenta en EEUU. En aquella época los miembros y fans del Heavy Metal le empezaron a llamar así a la escena “Glam” y a sus simpatizantes (no fans), pues lo que se alegaba contra ellos era que no estaban en la música por el sentimiento hacia ella, sino por tratar de conseguir dinero, fama y gustarle a las mujeres. Vendían la imagen de ser rockeros y su vestimenta y peinados no tenía nada que ver con su carrera musical, sino con el comportamiento social adoptado.

En la década de los ochenta las bandas pertenecientes al estilo “Glam” estaban en la cima de lo que en ese momento era la moda, por lo que era muy común ver a la gente escuchando dos canciones y aparentando ser grandes fans del Heavy Metal y del Rock. Los “posers” escuchaban dichos géneros musicales y se vestían como sus cantantes para ser socialmente aceptados.

A partir de ahí el postureo comenzó a traspasar fronteras y a ampliar su significado, de manera que ya no solo se refería a la música, sino a cualquier ámbito para conseguir esa aceptación social. Según José Luis Orihuela, profesor de la Facultad de Comunicación de la Universidad de Navarra y experto en el impacto de la innovación tecnológica sobre los medios y los modos de comunicación, lo que hoy conocemos como “postureo” empieza a percibirse a finales de los años noventa. Es ahí cuando empiezan a popularizarse los blogs gracias a plataformas como Blogger. Además, Orihuela afirma que la preocupación ya en aquella época por la cantidad de comentarios recibidos en cada post y por la posición en algún ranking, revelaron que la generosidad de los blogueros al compartir contenidos en abierto tenía una recompensa no monetaria, sino social: gratitud, reconocimiento, prestigio, influencia, visibilidad,…

Aunque la palabra en si nazca en esos años, hay quien piensa que el postureo siempre ha existido y siempre existirá. Según los redactores de la cuenta @postureo_ se trata de una actitud tan vieja como el ser humano. Hay postureo en cosas tan básicas y habituales como levantar el capó del coche y examinar el motor aunque no se tenga ni idea de mecánica. La cuenta @postureo_ comenta lo siguiente: “es algo que siempre se ha hecho y, sin ir más lejos, podemos verlo en muchos cuadros del Museo del Prado, puro postureo: todos posan con sus mejores galas, se abusa del azul (un color definitorio de la posición económica) etc. Por ejemplo, hubo incluso un tiempo donde la máxima del postureo era recibir a los invitados en una salita plagada de porcelanas chinas horribles para nuestro gusto estético actual, pero que demostraban el poder de la persona que las poseía. Sin olvidarnos de las mujeres que, tras la II Guerra mundial se pintaban una raya en la pierna para disimular que llevaban medias”.

El profesor Orihuela añade que “no es nada malo. A todos nos gusta gustar, deseamos convertirnos en alguien especial para la gente que admiramos y de ahí esta búsqueda y esta creación de la imagen que queremos proyectar de nosotros mismos”. El problema de este juego de posturear aparece cuando pasa a ser una adicción. Vivimos por y para la aprobación social. El profesor cree que las redes sociales son las que han consolidado el postureo como tendencia o lo han hecho más evidente. Se trata de vivir de cara a la galería en todo lugar y a todas horas. Esto lo empezaron los famosos con sus diferentes redes sociales, pero actualmente nadie se libra del postureo, lo cual se debe a ese gran avance en las tecnologías y a la masificación en las redes.

 

3. PRÁCTICAS MÁS REALIZADAS EN LAS REDES SOCIALES 

3.1. PRÁCTICAS MÁS REALIZADAS EN LAS REDES SOCIALES.

Vivimos en la era de la tecnología y de la utilización de la misma para nuestro tiempo libre y ocio. Hemos llegado a puntos muy extremos y extremadamente extraños, incalculables e incluso impensables. A día de hoy, las redes sociales más conocidas son Facebook, Instagram, Snapchat y el fabuloso mundo de Twitter. Hace 10 años nadie tenía en mente que fuera las redes sociales que hoy conocemos fueran a pasar a formar parte de nuestro día a día y de nuestra rutina. Pues bien, hoy todo lo que necesitamos para informarnos puede estar en estas redes sociales. Por un lado, podemos informarnos de las noticias a través de las páginas oficiales de los medios que se encuentran registrados en Twitter, Instagram, Facebook…

Nuestros propios hábitos han cambiado, por ejemplo, ahora nos preocupamos mucho más que antes por las vidas ajenas a nosotros, estamos continuamente informándonos de lo que les ocurre al resto de personas a las que tenemos en nuestras cuentas. Pero sin duda, esto también tiene algo positivo, la necesidad de saber siempre más y la capacidad de no parar de innovar. Y podemos hablar de innovación ya que cada día se alumbran nuevas tendencias a la hora de sacarse fotos, relacionarse etc…

Pero para ello, haremos un pequeño análisis de las distintas redes sociales y sus diferentes tendencias, modas, accesorios y demás aplicaciones que se les puede dar.

3.1.1 INSTAGRAM

Esta red social nace  el 6 de Octubre de 2006, y después de 10 años ni sus propios  creadores podían preveer lo que iba a producir en la ciudadanía esta aplicación. Cuya función principal es subir fotos a tu perfil, teniendo como herramientas  de edición: filtros y diferentes accesorios . Pero lo curioso es que esto ha ido mucho más allá de lo que se pensaba por aquel entonces. Esta red social ha consencuenciado en la creación de relaciones sociales. Muchas personas han conocido a otras a través de fotos en instagram, a través de los distintos hashtags con los que se puede encontrar las fotos que se requieran, es decir, si se precisa de fotos de la Muralla China solo hay que escribir en el buscador #MurallaChina y se envía a un site donde se encuentran todas las fotos de la muralla China con este hashtags. Pero lo más curioso no es eso, sino que a día de hoy, instagram es la sede oficial para crear relaciones más allá de una amistad. Existe un accesorio que procede de otra aplicación llamada Snapchat, donde subes fotos en tiempo real que podrá ver todas aquellas personas consideradas “seguidores” de tu cuenta. Una tendencia extraña que existe hoy es lo conocido como “números” es decir, tus seguidores te envían números como mensaje directo y tu consecuentemente debes de publicar en tu historia el número y lo que piensas de esa persona de manera anónima.

3.1.2. FACEBOOK

Es una red social creada por Mark Zuckerberg mientras estudiaba en la universidad de Harvard. Su objetivo era diseñar un espacio en el que los alumnos de dicha universidad pudieran intercambiar una comunicación fluida y compartir contenido de forma sencilla a través de Internet. Y en realidad, cumple su función, pero actualmente a nivel mundial. Esta red social es utilizada para publicitar, informar, ayudar, comunicar contenido y avisos e incluso posee un chat para poder comunicarte con tus “amigos” – cómo llama Facebook a los usuarios que tienes agregados a tu cuenta- de manera rápida sean los kilómetros que sean los que te separen de la persona con la que quieras establecer una conversación. Pero todo tienes sus pros y sus contras. Muchas personas, echan mano de facebook para ligar, esto puede ser beneficioso si las dos personas se atraen pero la parte más negativa es la existencia de perfiles falsos, es decir, hacerse pasar por quien no eres para tener una conversación o conocer a alguien. Pero gracias a esta aplicación, que tiene diferentes plataformas, ya pueda ser en un ordenador o en un dispositivo móvil se han podido llevar a cabo protestas, ayudas para personas con enfermedades, incluso seguir el rastro de personas para su investigación como fue el caso de #BuscandoABrais que contribuyó a la ayuda de encontrar al fallecido.

3.1.3 SNAPCHAT

En su base, Snapchat funciona de forma similar a una app de mensajería instantánea, permitiendo añadir contactos y enviarles mensajes en forma de fotos o vídeos de forma individual o a grupos. La principal diferencia es que tú seleccionas el tiempo que el receptor podrá ver ese mensaje (de 1 a 10 segundos) antes de que se destruya.

Es decir, mandas tu foto, la editas si quieres (puedes añadirle un pequeño texto o dibujar encima) y la mandas a quien quieras especificando el tiempo que podrá acceder a ella. Después al usuario se le notifica que tiene un mensaje y puede verlo presionando sobre el mensaje durante el tiempo especificado por el que lo envió (si deja de presionar, deja de verlo). De esta forma es más difícil que el usuario capture una imagen o foto del pantallazo en sí: “No nos engañemos, una app que te promete borrar tus fotos varios segundos después y que solo se comparten con quien tú quieres pide a gritos sacarte fotos en pelotas delante del espejo. No es para lo único que se usa, ni siquiera su uso principal, pero bueno, es lo que más nos llama la atención. Especialmente si sabemos que el núcleo de usuarios de la plataforma tiene entre 13 y 23 años” (.

3.1.4. TWITTER

Twitter es una aplicación web gratuita de microblogging que reúne las ventajas de los blogs, las redes sociales y la mensajería instantánea. Esta nueva forma de comunicación, permite a sus usuarios estar en contacto en tiempo real con personas de su interés a través de mensajes breves de texto a los que se denominan Updates (actualizaciones) o Tweets, por medio de una sencilla pregunta: ¿Qué estás haciendo?

Los usuarios envían y reciben updates de otros usuarios a través de breves mensajes que no deben superar los 140 caracteres, vía web, teléfono móvil, mensajería instantánea o a través del correo electrónico; e incluso desde aplicaciones de terceros, como pueden ser Twitterrific, Facebook, Twitterlicious, Twinkle, y muchas otras.

3.2. PRÁCTICAS  EXTRAÑAS Y EXTREMAS.

En esta segunda parte, entran en acción una serie de extrañas y extremas posiciones y acciones que se utilizan actualmente en las redes sociales como moda o posturas…De ahí el “postureo”.

En primer lugar existe el conocido “planking” y el “pillaring”, el primero consiste en sacarse una foto en un lugar conocido donde tu cuerpo esta en posicion tabla de madera en el suelo,es decir, estar tirado en el suelo tieso y el pillaring es lo mismo pero en forma de pilar. Por otro lado está el “Teapoting” que consiste en ir a lugares emblemáticos y hacerte pasar por una tetera, el “Batmaning” es una foto en la que las personas que salen estan cual murciélago colgado boca abajo, el “Hangmatting” consiste es sacarse una foto como si estuvieras en un sentado en una hamaca, lo único distinto es que no existe ninguna hamaca y suele hacerse encima de objetos de difícil equilibrio como papeleras, contenedores…

Por otro lado está el “quidditching” que consiste en hacerse fotos en una escoba, capturando el momento en el que estás en el aire mientras saltas… El Leisure Diving es una foto antes de caer al agua de la piscina, mientras que quien sale está en posición de tomar el sol.

Además, también está el conocido como Hadokening que consiste en sacarse fotos como si se tratara de los personajes de Bola de Dragón o de Street Fighter, el Extreme Ironing consiste en posar junto a la tabla de planchar en situaciones inadecuadas como en el Himalaya, haciendo puenting o incluso tirándose en paracaídas.

También existen otras más como razorbombing (fotos con la ayuda de una cuchilla de afeitar), moneyfacing ( fotos con cara de billete), babymugging, horsemanning…

En definitiva, somos el producto de lo que la sociedad va inventando. Somos la máquina que hace que todo esto avance, solo por tener la necesidad de hacer ver a los demás lo felices que somos a través de las redes sociales.

4.CONSECUENCIAS

Sin duda alguna, “posturear” es aparentar ser un triunfador cuando en realidad tu vida es como la de cualquiera. El fenómeno postureo no es más que un neologismo que renombra al tradicional aparentar y mostrar una vida que no es propia o que sí lo es pero que está difuminada. Aunque las redes sociales han supuesto un gran avance para el mundo actual y vienen cargadas de elementos positivos, los negativos no pasan desapercibidos. Lo mismo ocurre con el “postureo” o el mundo de las apariencias virtuales donde ser vanidoso puede llegar a tener unas consecuencias fatales.

Dejando atrás los problemas psicológicos que puede acarrear tratar de mostrar al mundo una vida idílica e irreal, existen muchos otros sociales. La necesidad de aprobación social ha llevado a muchos a ser juzgados ante la ley. Este es el caso del conocido rapero 50 Cent, quien se declaró en bancarrota cuando debía pagar una multa de siete millones de dólares y cuatro meses después cometió el error de subir a Instagram varias fotos rodeado de numerosos fajos de billetes. Otro de los casos recientes más sonados fue el de los dos empleados de la cadena de comida Domino’s Pizza que subían vídeos escupiendo y realizando otros actos por el estilo en la comida que posteriormente servían. Este acto dañó gravemente la imagen de la empresa ya que los contenidos multimedia comenzaron a circular por Internet a pasos agigantados. En ese momento, la multinacional se vio obligada a crear una cuenta de Twitter para pedir disculpas a los usuarios y retomar el prestigio. Estos son solo dos casos de renombre, pero han sido muchas las personas que en los últimos años han sido despedidas o han tenido problemas con sus jefes por realizar grabaciones o fotografías en horas de trabajo o por la realización de actos indebidos con el uniforme o cualquier elemento identificativo que desprestigiase a la empresa. Lo mismo ha ocurrido en muchos centros educativos en los que la necesidad de algunos alumnos de mostrar una aparente diversión a sus seguidores en las redes sociales, los han conducido a problemas por la realización y difusión de contenido audiovisual de profesores.

En el terreno más personal, debemos tener claro que el postureo puede llegar a acabar con nuestras relaciones. A través de nuestras pantallas, es muy fácil mostrar una imagen irreal, ya no solo audiovisual, sino escrita. Es decir, en la vida virtual tenemos a nuestra disposición fantásticas herramientas como Google, Bing o cualquier buscador que nos permiten tener a nuestra disposición una gran cantidad de información. En las redes sociales cualquiera puede opinar sobre los filósofos más emblemáticos del Siglo de las Luces sin tener mucha idea sobre el tema. Sin embargo, lo que ocurre en la vida real es distinto: o lo sabes o no lo sabes pero resulta inviable mantener una conversación en persona con alguien buscando todo en la red.

De este modo, lo que el postureo está haciendo una vez más es vender o regalar una imagen a la gente, llegando a poder convertir en fracaso las relaciones físicas. La vida social virtual se está convirtiendo en “una lucha de egos y una decoración de nuestras vidas cuando intentamos impresionar a alguien” (Beatriz Serrano, De cómo el postureo acabará con nuestras relaciones y por consiguiente, nuestras vidas, 16 enero 2014). De tanto intentar destacar sobre el resto y parecer distintos, lo único que conseguimos es ser iguales a los demás.

Compartir absolutamente todo lo que nos ocurre a lo largo del día es abrir las puertas de nuestra intimidad al mundo. Sin embargo, pocos son conscientes de los peligros que esto conlleva. Seguramente a muy pocos les importe si uno de sus seguidores en Instagram está disfrutando en este momento de un suculento plato en cierto restaurante de la ciudad. Sin embargo, puede estar aportando información sobre donde se encuentra en cada momento, pudiendo suponer un claro peligro.

A favor de acabar con estas imágenes irreales de la vida de muchas personas, han surgido pequeños movimientos que buscan acabar con este mundo virtual que los más modernos han denominado “postureo” y que está basado en las apariencias. Entre otros, destaca el caso de Essena O’Neill, una antigua estrella de Instagram, Youtube y Snapchat que decidió abandonar la redes sociales tras proclamar que la vida que ella mostraba a través de sus fotos no era real sino una mentira. Como ella, muchos más han plantado su vida “postureo” y han decidido lanzarse a contar la realidad que todos conocemos pero de la que pocos somos conscientes.

Aunque el fenómeno de “posturear” parezca tan solo cosa de jóvenes, lo cierto es que cada vez son más los adultos que se unen a ello. De hecho han surgido varios colectivos de madres que con sus propios hashtags se identifican y suben selfies junto con otros tipos de imágenes del estilo. Por otro lado, son muchas las instituciones e incluso Universidades que tratan de mostrar a los seguidores y visitantes virtuales esa imagen de felicidad y vida perfecta de los estudiantes o de sus trabajadores, que aparecen sonrientes y contentos con su trabajo o sus estudios, muchas veces también completamente alejados del mundo real y en completo desacorde con cómo se sienten realmente. Sin duda alguna, tratar de aparentar está a la orden del día y aunque siempre lo ha estado, con el desarrollo de la vida virtual y el “postureo”, cada vez lo está más.

5.CONCLUSIONES

En pleno siglo XXI con la era digital y de las comunicaciones completamente establecidas y un mundo donde vivimos conectados a internet las redes sociales han experimentado un considerable auge. Los ordenadores y dispositivos móviles forman parte ya de nuestra vida diaria y las redes sociales son los principales soportes que usamos para interactuar entre nosotros.

Dentro del amplio y variado mundo de las redes sociales surge el “postureo”. Este término de origen inglés significa “poseer”, el concepto de postureo consiste en fingir ser lo que no se es, es decir construir una realidad paralela a la propia. Una realidad  perfecta e idílica frente a la verdad que es todo lo contrario: una sociedad extremadamente ambiciosa e egocéntrica, pero que al mismo tiempo está frustrada consigo misma. Ante esta frustración nace el postureo, un lugar ideal y grato que sirve primordialmente para evadirnos de la auténtica realidad, un mundo que creamos y enseñaos a nuestro público, siempre mostrando nuestros mejores momentos y las grandes metas que hemos logrado en nuestras perfectas vidas.

El postureo no se concibe sin el feedbak, la esencia del fenómeno, una retroalimentación basada en la aprobación de la gente que se encuentra al otro lado. Tal es la magnitud del fenómeno que existe una exagerada búsqueda y dependencia de la aprobación de los demás en nuestras vidas. Vivimos atados a las notificaciones, necesitamos estar uploading continuamente nuestras redes sociales y dispositivos para ver si tenemos alguna notificación nueva frente a la cual todavía no hayamos interactuado.

El concepto del postureo tuvo su origen en las bandas de Heavy Metal, los primeros ejemplos fueron los “falsos simpatizantes del género”, personas que fingían un falso gusto y simpatía por el género para poder conseguir así dinero, fama y resultar más atractivos entre las mujeres. Vendiendo una imagen que no era la suya, la década de los ochenta estuvo repleta de ejemplos de “posers” personas que fingían ser fans de  los estilos de moda del momento: heavy metal y rock, siempre vendiendo una imagen que no era la suya. Nacía así lo que hoy se conoce como “postureo” pero este fenómeno ya no solo se ceñiría a estilos de música sino que adquiriría una diversidad temática inabarcable.

Pese a que el término como tal fue establecido en el siglo XX, muchos apuntan que el postureo forma parte de una conducta propia del ser humano. Todos tenemos esa necesidad de mostrar nuestras mejores cualidades y eludir las peores. Siempre queremos destacar con respecto a los demás de manera positiva. Por esta razón sociológica, existen muestras de postureo a lo largo de toda la historia. Sin embargo como apunta el Profesor Orihuela, el fenómeno se ha extendido y magnificado debido a las redes sociales. Hasta el punto de que hoy en día se vive exclusivamente por y para la aprobación social, convirtiéndose en una auténtica adicción que muestra los síntomas de la relevancia del hecho. Cada día son más los que se vinculan y crean perfiles en las redes sociales, gente de todas las edades e instituciones. Estas estructuras tienen una gran variedad de usos: informativos, sociales, comunicativos, entretenimiento… lo que hace que sean más atractivas a un público diverso y aumenta la magnitud de la dependencia social hacia ellas, hasta el punto de hoy en día se ha ha llegado a modificar nuestros hábitos en función de ellas.

El postureo y las prácticas que caracterizan el fenómeno se ha consolidado gracias a todas y cada una de las redes sociales: Facebook, Instagram, Snapchat, blogs…. Algo que caracteriza al fenómeno son las conocidas como “posturas” y todo aquello que se ha creado en función al “postureo”: la foto con forma de tetera, la foto saltando o aquellas más graciosas en las que ponemos muecas y caras divertidas. En definitiva, somos el producto de lo que la sociedad va inventando. Un producto que adaptamos y hacemos nuestro propio subproducto. Gracias a nosotros y al seguimiento de todas estas técnicas la máquina sigue funcionando y avanzando.

Sin embargo desconocemos la magnitud del postureo y los problemas que este puede ocasionar en nuestras vidas reales: esa lucha de egos constante ya no solo puede acarrear problemas psicológicos, sino incluso judiciales, de seguridad propia o laborales, la publicación de fotos inapropiadas ha causado el despido a múltiples personas que salían realizando una actividad inadecuada en su jornada laboral. Creamos un falso perfil sobre nosotros vendiendonos siempre de la mejor manera, pero ignorando que en algún momento de nuestras vidas no vamos a estar atados a internet, y por tanto ese perfil perfecto va a desaparecer y permanecer exclusivamente en el mundo tecnológico. Por esta razón cada vez son más lo que intentan desvincularse de este cibermundo social y poder crear así una realidad auténtica y consciente de sus vidas.

 

6. DIFERENTES PROPUESTAS PARA EL TRABAJO DE INVESTIGACIÓN

6.1. DEMOSTRAR QUE FRANCISCO FRANCO ES UN ZOMBIE EN EL SIGLO XXI

Con esta primera propuesta queríamos demostrar que a día de hoy, en el siglo XXI, el dictador sigue vivo no tan abstractamente como lo pensamos. Vivimos en un país donde hace 40 años se produjo una dura y sangrienta dictadura, por ello, por ello era interesante demostrar que el dictador no está tan olvidado como pensamos. España aún sigue repleta de símbolos, lugares, placas (como la del Ministerio de la Vivienda), estatuas, calles con nombres relacionados con el régimen y por ello, era interesante hacer una investigación sobre cómo nuestro país sigue cargado de este tipo de señales del régimen.

El objetivo de la propuesta era dar a conocer la situación histórico-social en la que se encuentra nuestro país 41 años después del cierre de una etapa de la historia de España, que sin duda alguna, no pasó desapercibida.

6.2. EL PRESTIGE

Con motivo del decimocuarto aniversario del hundimiento del petrolero, queríamos llevar a cabo un reportaje en el que se analizase qué pasó aquella semana, el tratamiento mediático que recibió, sus consecuencias en todas las esferas de la vida (económica, política y social) y, por supuesto, un análisis de los daños naturales ocasionados por aquella catástrofe.

6.3. A COSTA DA MORTE

Relacionado con lo anterior, el tema se podría hacer más extenso repasando otros hundimientos que han ocurrido frente a la costa gallega. Valga como ejemplo el caso del HMS Servent, un barco de la Royal Navy Británica que encalló en Punta Do Boi hace más de cien años.

6.4. AMERICANIZACIÓN

La idea inicial era muy ambiciosa, abarcando un ámbito muy extenso. Queríamos analizar cómo las costumbres y hábitos en diferentes aspectos de la vida americana estaban llegando a nuestro país y lo estábamos asumiendo como propio. Algunos de estos ejemplos son el incremento de la comida basura, el consumismo o la llegada de costumbres y fechas señaladas en Estados Unidos que poco o nada significaban en España hace unos años. En este caso, el Black Friday fue el detonante: un fin de semana en el que todos los comercios rebajaron de forma muy llamativa sus precios y la gente se lanzó a comprar sin freno. Otra, el Halloween, cada vez más celebrado en detrimento de otras tradiciones locales como, en nuestro caso, el Samaín.

6.5 CACIQUISMO EN GALICIA

Pretendíamos analizar cómo estaba de extendida (y asumida) la práctica del caciquismo en Galicia. De acuerdo con los informes, en nuestra comunidad y la Valenciana son en las que más influencia y poder tienen los caciques. El objetivo era hacer un estudio de las causas y consecuencias de esta situación, acompañado y apoyado en análisis numéricos más concretos en las diferentes provincias gallegas.

 

7. BIBLIOGRAFÍA

-Amo González, María, y otros. (2015). “El postureo (Trabajo de fin de grado)”. Universidad de Sevilla, Sevilla, España. [En línea]

<http://hdl.handle.net/11441/25608> [Consultado: 9 de diciembre de 2016]

– Blanco, Celia. “Postureo patrio”, 14 septiembre de 2016, consultado 9 de diciembre 2016. http://www.elespanol.com/opinion/columnas/20160913/155364464_13.html

– Can Roselló, Centre. “Generación Postureo: el afán de mostrar a los demás lo felices que somos”, consultado 9 de diciembre 2016. http://www.centroadiccionesbarcelona.com/generacion-postureo-el-afan-de-mostrar-a-los-demas-lo-felices-que-somos/

– Compartiendo Macarrones. Las redes sociales, el postureo y el afán de mostrar a los demás lo felices que somos.  Compartiendo macarrones, 2016, Consultado el 6 de diciembre de 2016 https://compartiendomacarrones.com/2014/11/01/las-redes-sociales-el-postureo-y-el-afan-mostrar-a-los-demas-lo-feliz-que-somos

-Delgado, A. Aplicaciones para Twitter: exprime tus 140 caracteres  ,Soitiu.es, 2016, Consultado el 5 de diciembre http://www.soitu.es/soitu/2008/05/14/vidadigital/1210769805_995683.html

-Díez Urrutia, Itziar. “Postureo en redes sociales, peligro para tu marca personal”. El blog de Itziar Díez Urrutia, 1 de marzo 2016, consultado 9 de diciembre 2016. https://itziardiezurrutia.es/postureo-en-redes-sociales-peligro-para-tu-marca-personal/

– Girela, Javier. “Manual de postureo”, Revista GQ, 29 de enero de 2013, consultado 9 de diciembre de 2016, http://www.revistagq.com/la-buena-vida/articulos/manual-de-postureo/17705

– Guadalajara, Jalisco. “Hay que evitar vivir de los likes”, Informador, 30 de marzo de 2016, consultado el 8 de diciembre de 2016.

<http://www.informador.com.mx/jalisco/2016/653105/6/hay-que-evitar-vivir-de-los-likes.htm>

– Importancia guía de ayuda, “Importancia de la Tecnología”, Consultado 6 de diciembre de 2016,  http://www.importancia.org/tecnologia.php

– Mandacen, Elena. “Generación postureo: ¿de verdad estamos siempre felices?, 4 de abril 2016, consultado 9 de diciembre 2016.

http://www.glamour.es/placeres/cultura/articulos/generacion-postureo-estamos-siempre-felices/21377

– Negrete, Borja. “‘Postureo’: El arte de aparentar ser un triunfador”, El Mundo, 5 de mayo 2016, consultado 9 de diciembre 2016. http://www.elmundo.es/sociedad/2016/05/05/572a0c69268e3e240d8b45f9.html

– Nubiola, J. Postureo vs. Autenticidad.Filosofía para el siglo XXI, 2016, Consultado el 7 de diciembre del 2016 https://filosofiaparaelsigloxxi.wordpress.com/2013/12/03/postureo-vs-autenticidad/

– Orihuela, José Luis. “La pose en las redes sociales”, eCuaderno, 30 de enero de 2013, consultado 8 de diciembre de 2016, http://www.ecuaderno.com/2013/01/30/la-pose-en-las-redes-sociales/

– Peel, A. 42 modas absurdas viralizadas por Internet y las redes sociales. 2016, Malavida.com, Consultado el 3 de Diciembre de 2016 http://www.malavida.com/es/listas/42-modas-absurdas-viralizadas-por-internet-y-las-redes-sociales-005392

– Puig, Margarita. “La epidemia del postureo”, La vanguardia, 30 de enero de 2015, consultado 8 de diciembre de 2016, http://www.lavanguardia.com/estilos-de-vida/20150130/54423617083/la-epidemia-del-postureo.html

– Redacción de 20Minutos, “ ‘Una vida social’: el premiado cortometraje que critica el ‘postureo’ en las redes sociales”, 20Minutos, 24 de abril de 2016, Consultado 5 de diciembre de 2016, http://www.20minutos.es/noticia/2729746/0/una-vida-social/premiado-cortometraje/critica-postureo-redes-sociales/

– Rodríguez, B. Qué es Snapchat y cómo funciona.40 de fiebre,  2016 Consultado el 4 de diciembre de 2016. https://www.40defiebre.com/que-es-snapchat/

– S. Lara, Laura. “El ‘postureo’ de la moda ética: ¿realidad o ficción?”, 28 de noviembre 2016, consultado 9 de diciembre 2016. http://www.elmundo.es/papel/pantallas/2016/11/28/583c2d90ca474196748b4631.html

– Serrano, Beatriz. “De cómo el postureo acabará con nuestras relaciones y por siguiente, nuestras vidas”, Tendencias hombre, 16 de enero 2014, consultado 9 de diciembre 2016. http://www.trendenciashombre.com/chicas/de-como-el-postureo-acabara-con-nuestras-relaciones-y-por-consiguiente-nuestras-vidas

– Triglia, Adrián. “Postureo: cuando la imagen que proyectamos lo es todo”. Blog psicología y mente, 2016.

<https://psicologiaymente.net/social/postureo> [Consultado: 8 de diciembre de 2016]

– Universia España, “La obsesión por las selfies esconde problemas mentales”, Universia, 4 de junio de 2015, Consultado 5 de diciembre de 2016 http://noticias.universia.es/cultura/noticia/2015/06/04/1126253/obsesion-selfies-esconde-problemas-mentales.html

Wikipedia, “Era de la información”, Consultado 6 de diciembre de 2016, https://es.wikipedia.org/wiki/Era_de_la_informaci%C3%B3n

Anuncios

One response to “Generación postureo

  1. profa 29 diciembre, 2016 / 10:11 am

    Asunto: Doado. De total actualidade e con moita información.

    Contidos: século XXI? postureo, en maiúsculas? Internet forma parte do universo das denominadas novas tecnoloxías da información e comunicación, polo que ademais xa non son novas.
    Nace movemento: que significa movemento, a que movemento nos referimos? O primer parágrafo está copiado-pegado de aló menos 8 entradas en gogle que aparece exactamente (https://www.google.es/search?q=%E2%80%9CCualquiera+dir%C3%ADa+que+ahora+tenemos+la+necesidad+de+dar+a+conocer+al+mundo+lo+feliz+que+es+nuestra+vida%2C+y+el+no+hacerlo+nos+convierte+en+seres+infelices%E2%80%9D+&ie=utf-8&oe=utf-8&client=firefox-b&gfe_rd=cr&ei=ANdkWPQe56zzB6Xqk5AL#q=El+t%C3%A9rmino+postureo+es+un+neologismo+acu%C3%B1ado+recientemente+y+usado+especialmente+en+el+contexto+de+las+redes+sociales+y+las+nuevas+tecnolog%C3%ADas+para+expresar+formas+de+comportamiento+y+de+pose%2C+m%C3%A1s+por+imagen+o+por+las+apariencias+que+por+una+verdadera+motivaci%C3%B3n). Ademais en introdución xa aparece unha referencia á orixe do termo.
    Heavy Metal, que empezaron a chamar, onde está a fonte da orixe? Non sei, parece que postureo (agora e asumido pola RAE) forma parte do contexto das redes sociais 2012-2013?
    Redes sociais. Distintas redes, por que?
    Prácticas extrañas e extremas: non entendo?

    Citas: Orihuela, incorrectas, non está reproducida fielmente e non hai que introducir títulos nin marcas nas citas; ecuaderno é o blog de Orihuela, e compartiendo macarranoes, que é? (2 citas en Introducion-contexto). Orihuela en nace movemento, incorrecta. Cita dunha conta en TwItter, non entendo e tampouco entendo a alusión ao Museo do Prado, unha cousa é posar cunha finalidade artística, cun obxectivo claro de transmisión de ideas e coñecementos e outra cousa e posar por posar? Ademais cales son as fontes das súas afirmacións, e que ten que ver en privado e en público. A adquisición dun coche si que ten que ver coa apariencia. Outra Orihuela, incorrecta. Beatriz Serrano, incorrecta.

    Fontes (sen manual estilo): están incorrectas. A expresión Consultado úsase nas normas Chicago. Nestas normas, o ano vai despois da autoría. A autoría é completa Delgado, Antonio. 2008. “Aplicaciones para Twitter…”. Soitu.es vida digital (sitio cursiva), 15 de mayo. Consultado 15 marzo 2016. URL.
    Quedamos en que había que usar fontes orixinais, e con autoría clara.
    Lara, Laura S. 2016. “El ʻpostureoʼ…..”. El Mundo. Papel (sitio cursiva), 28 de noviembre. Consultado 15 marzo 2016. URL.
    E de todas as entradas, usaronse: Orihuela, macarrones, unha conta de Twitter que non aparece entre as fontes e Beatriz Serrano.

    Presentación: sen postureo. Nin unha soa foto. Todo o texto nunha única entrada.

    Debates: entre as propostas non está a elexida. Así que non sabemos a razón da selección.

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s